Noticias e información de cine y televisión

Iniciado por Zub, Septiembre 17, 2010, 00:26:18

Cyrus Balzack

Star Trek suckea mucho (menos Enterprise que si que mola, entre otras cosas porque no parece una serie de ST xDDD), y en cuanto a Galactica, teniendo en cuenta que la serie "nueva" acabo ya y se puede decir que fue un gran exito, me parece una tonteria tocarla de nuevo. Precuelas? no me importa, pero remake, reboot ? Es realmente necesario ? Yo opino que no.

Adjany

Es que Star Trek Enterprise es más parecido a SeaQuest DSV que a Star Trek. xDDD
Y opino igual, que hagan una precuela desde la Tierra en la que haya pasado algo similar... Pero que no retoquen lo ya escrito por los dioses de Kobol! xD

Kelemvor Freshbane

Ya le vale al nuevo proyecto de Ridley Scott. Primero él nos dijo que ‘Prometheus’ era una precuela de ‘Alien’. Después que no, que era un spin-off o a saber, algo parecido ambientado en el mismo universo. Que compartí­a el ADN. Pero ahora ha llegado uno de los actores del film, Rafe Spall, y ha aclarado algún detalle más.

"í‰l dirigió el primer ‘Alien’ y esta pelí­cula es... Me han mandado un correo diciendo lo que puedo y no puedo decir, pero no lo he leí­do (risas). Saldrá el próximo junio y sí­ forma parte de la franquicia Alien. Yo estoy en ella, y también Charlize Theron, Noomi Rapace y Michael Fassbender.
Creo que a los fans de la saga les encantará. ‘Alien’ es una de las mejores pelí­culas jamás hechas y es muy excitante estar con un traje espacial en un decorado de ‘Alien’ y con Ridley Scott hablándote. Es increí­ble, esto es por lo que siempre he querido ser un actor”.


Rafe confirma así­ lo que ya nos habí­a llegado por rumores de quienes trabajaban en el set de decorados de ‘Prometheus‘. Ahora queda saber cuánto de ‘Alien’ habrá en la pelí­cula y si Ridley Scott está a la altura del mito o no.


Ví­a | www.zonafandom.com

Kelemvor Freshbane


Nos veremos en otra vida, pero nunca más en ésta...


Muchos de nosotros le debemos a Jim Henson parte de lo que somos. Crecimos y nos hicimos mayores con los personajes que este genio titiritero fue creando a lo largo de su dilatada carrera. A los famosos shows de los Muppets y el archifamoso Sesame Street, James Maury Henson llevó a la pantalla dos obras maestras que nos trasladaban a universos mágicos: la brutal Labyrinth y la inolvidable The Dark Crystal, filme imperdible para que todo niño crezca con una infancia como merece.

Y es que aunque cueste creerlo para los que vivimos esa época, de la imaginación de este hombre salieron los mundos de fantasí­a con los que millones de pequeños soñaban. Marionetas que se adelantaron a la tecnologí­a actual en una era donde no tení­amos Internet y con la que aún hoy, pasadas tres décadas, siguen manteniendo el mismo aura de genialidad en el imaginario de muchos.



The Dark Crystal deberí­a ser una pelí­cula imprescindible para todos. Una cinta que crea adicción por el tratamiento casi artesano para construir semejante mundo. Mitologí­a, fantasí­a y aventuras para un público presuntamente infantil que al igual que ocurre con Pixar no tiene edades.

Junto a Henson es imposible no hablar de la labor de Frank Oz, la mitad de Henson en la obra. Su gran amigo y también titiritero co-dirigió el filme con el sello del talento del hombre que hizo de Yoda. Ambos construyeron una historia única, tanto en los personajes y criaturas que recuerdan a la mitologí­a como en la construcción de un paisaje oní­rico inédito.

La pelí­cula fue estrenada en 1982. Hace 29 años, casi tres décadas desde que Henson y Oz imaginaran una obra que con el tiempo ha pasado a ser parte de nuestra cultura popular y clásico referente de las obras fantásticas. Aunque fuera a comienzos de la década de los 80, la búsqueda por restaurar el planeta comenzarí­a tiempo atrás...



Hace mil años el Cristal Oscuro fue dañado por un Urskeks, comenzando un periodo de caos para todo el planeta. El cristal ha de ser reparado, si no el demonio Skekses se quedará con el control absoluto para el resto de los tiempos. Jen, el último superviviente de los Gelfings, quiere devolverle al cristal su poderoso resplandor, iniciando así­ el dí­a con la peligrosa búsqueda de una solución para restaurar el orden en el planeta...


*Las criaturas más difí­ciles de interpretar fueron los Mystics debido a su posición, por lo que los actores tuvieron que ir agachados.
*De la misma forma, los zancudos debí­an llevar un cable de seguridad conectado a una grúa para evitar males mayores.
*El año de su estreno fue anunciada como la única pelí­cula de acción real donde no aparecí­an humanos.
*El artista conceptual fue Brian Froud, quién conoció en la pelí­cula a la diseñadora de las marionetas Wendy Midener. Luego se casaron.
*Sierra Venture sacarí­a el videojuego de aventura basado en la obra con el mismo tí­tulo de la pelí­cula:



*Fue la pelí­cula más taquillera en 1983 en Francia y Japón.
*La historia detrás de Los Zancudos comenzó el dí­a que Robbie Barnett, uno de los mimos, caminaba en el set con zancos de 3 metros. Brian Froud lo vió y se imaginó lo que podrí­a hacer con 4 zancos. De ahí­ surgieron.
*Bajo el tí­tulo de World of the Dark Crystal se escribió un libro paralelo a la pelí­cula. Existen varios mini-documentales sobre la producción. Estos tres clips nos muestran parte de la obra:







*Los trajes de los Garthim eran tremendamente pesados (27 Kg). Producción ideó una especie de percheros "humanos” para que los actores pudieran descansar.
*El trabajo de pre-producción giró en torno a los diseños de Froud sin un guión predeterminado, a partir de ahí­ crearon la historia.
*Aquí­ dos escenas eliminadas que salieron posteriormente en el DVD:





*Gates McFadden fue la coreógrafa de los actores que manejaban las marionetas. También es la Doctora Beverly Crusher en Star Trek: Next Generation.
*La mayorí­a de los actores elegidos durante el casting eran bailarines, payasos, mimos y acróbatas.
*Los primeros borradores del guión hablaban de Jen y Kira viajando a través de un mundo subterráneo donde encontraban a unas extrañas criaturas de una minerí­a. El conceptó acabó integrándose más tarde en los Fraggle Rock.
*Los Skeksis se basaron en un principio en los 7 pecados capitales, como son 9, se repitieron.
*Para finalizar este pequeño homenaje a esta obra de culto, dos ví­deos. El primero se trata del trailer original de la pelí­cula en 1982. El segundo es un tributo de 6 minutos con pasajes del filme. Que lo disfruten.






Ví­a | http://alt1040.com

Cyrus Balzack

Pues.. Yo de nano recuerdo haberla visto y sinceramente, ni fu ni fa, y de hecho, hace un año o asi, la volvi a ver en casa de un colega, y me quede sobado de lo aburrida, lenta, y tediosa que se me hizo. Algunas peliculas deberiamos dejarlas ahi, simplemente en el recuerdo, porque envejecer les sienta como el culo.

EbaN de Pedralbes

Yo la vi hace poco y se me hizo muy infantil pero no estaba mal. Una de esas pelis bonicas y tal. Aunque lo que destaca es no usar efectos especiales de ordenador sino muñecos en plan old school. Pero insisto, muy infantil.
Fe en el Caos

Kelemvor Freshbane



Esto empieza mosquearme. La que nació como una precuela del clásico de la ciencia ficción y el terror de 1979 ‘Alien, el octavo pasajero’ y más tarde se convirtió en una historia independiente aunque ambientada en mismo universo con el "ADN” de las pelí­culas de Alien, finalmente parece que no tendrá nada que ver... al menos hasta llegar a los últimos ocho minutos de pelí­cula, en los que apuesto a que aparecerá sin duda el space jockey de la imagen de arriba.

En una reciente entrevista con el Wall Street Journal, el director Ridley Scott ha aclarado que los ocho minutos finales de ‘Prometheus’ evolucionarán en un ejemplo "muy bueno del ADN del primer Alien”. Más interesante son los apuntes referentes al tí­tulo de la pelí­cula, directamente ligado al mito griego de Prometeo (que robó el fuego de los dioses para entregárselo a los hombres y fue castigado por Zeus a sufrir el tormento eterno de que un águila le devorase el hí­gado durante el dí­a y, al ser inmortal, que este volviese a crecerle cada noche). "El fuego es nuestra primera forma de tecnologí­a.”, asegura Scott, por lo que tomando el fuego, el ser superior es castigado "perpetuamente de una manera horrible”.

Se confirma también que Sigourney Weaver no realizará ningún cameo como Ripley, y que aunque Scott ha construido los decorados de todo lo que ha podido, también utilizará intensivamente los CGI, asegurando que está viviendo los mejores momentos durante un rodaje que ha pasado en años. La pelí­cula se estrenará en 3D el 8 de junio de 2012 y contará con un reparto encabezado por Charlize Theron, Michael Fassbender, Noomi Rapace, Idris Elba y Guy Pearce.


Ví­a | www.zonafandom.com

Kelemvor Freshbane

Alemania emite 43 años después el capí­tulo de Star Trek que evocaba a la época nazi




El ví­deo con el que abrimos es parte de la historia de la sociedad alemana. Se trata del capí­tulo Patterns of Force de la serie original de Star Trek. Se rodó en 1968 para la segunda temporada y desde entonces ha sido vetado de emisión en televisión por la posibilidad de que pudiera herir los sentimientos de los espectadores alemanes. El viernes pasado, 43 años después, el canal de televisión ZDF lo difundió por primera vez. La petición de cientos de fans tuvo su recompensa. A la vez, se daba carpetazo al recuerdo de una de las etapas más tristes en el paí­s.

Los fans de la serie seguro que se acordarán del episodio. Patterns of Force jugaba con la idea de muchas de las convicciones que existí­an en la época nazi alemana. En el paí­s no sentó nada bien. Se veí­a como una emisión de 45 minutos donde un obra de ciencia ficción con fondo alegre trataba y cuestionaba los horrores del Holocausto con ligereza.



El episodio en sí­ nos transportaba a la tripulación del Enterprise al planeta Ekon, en guerra con el planeta vecino Zeon, lo que ya de por sí­ creó controversia en Alemania por las comparaciones con Zion. La idea de aniquilar a los habitantes de Zeon por parte de los habitantes de Ekon (los cuales llamaban al paí­s vecino Zeonist pigs o "cerdos zeonistas”) consistí­a en imitar las formas y vestimentas del Tercer Reich.

En un momento del capí­tulo, el capitán Kirk y Spock son capturados. Los protagonistas acaban escapando gracias a un disfraz robado que vení­an a ser uniformes similares a los nazis. El disfraz incluí­a un casco tipo alemán de la Segunda Guerra Mundial con el que Spock cubrí­a sus orejas.

A comienzos de la década de los 70 la serie comenzó a emitirse en Alemania. El canal ZDF se hizo con los derechos y como en esa época no habí­an leyes que prohibieran las emisiones de capí­tulos, el canal decidió que Patterns of Force no debí­a ser mostrado nunca.



La razón para ellos era simple. La gran cantidad de uniformes de estética nazi y el claro paralelismo con la historia reciente no era adecuado para ser visualizado por las familias en el paí­s.

El viernes pasado esta etapa dio carpetazo. Durante este largo tiempo se habí­a pedido por legiones de fans que repusieran el famoso capí­tulo. La cadena ZDF acabó emitiéndolo junto a un comunicado de Simone Emmelius, director de la misma:

Al mostrar este episodio los fans de Star Trek van a ser capaces de ver la serie completa por primera vez en su totalidad. El público debe ser capaz de cuestionar la complejidad del episodio.


La emisión del episodio, pasadas las 10 de la noche, llegó acompañada de una nota significativa donde se informaba que no debí­an verla menores de 16 años.


Ví­a | http://alt1040.com

Kelemvor Freshbane


Sucede a veces... Los amigos entran y salen de nuestras vidas como camareros en un restaurante... Aunque sé que no volveré a verlos, sé que los echaré de menos. Y que nunca volveré a tener amigos como los que tuve a los 12 años... Dios, ¿alguien los tiene?”


La vi cuando era muy pequeño por primera vez y aún hoy todaví­a la recuerdo como una de las pelí­culas más grandes que he visto. Al igual que los Goonies, Stand By Me tocaba la fibra de la amistad a través de la aventura de cuatro niños, quizá los Goonies se quedaba con la mejor parte, la de la gran pelí­cula de adolescentes de todos los tiempos. A cambio, Stand By Me podrí­a considerarse la obra más grande jamás filmada sobre la amistad. De la manera más simple y posiblemente única que existe para entenderla, a través de la mirada aún inocente de un puñado de crí­os.

La vida y la muerte a través del gran viaje iniciático (y hasta moralista) que emprenden cuatro amigos de la infancia, de tan sólo 12 años, le sirvió a Rob Reiner para filmar probablemente su gran obra, pura nostalgia de los ochenta. Junto a Reiner y en esta ocasión más que en ninguna otra, hay que hablar de Stephen King. Basada en su famosa novela The Body, el escritor volcó gran parte de su infancia en los escritos tomando muchos elementos autobiográficos de su vida.



La dualidad con los Goonies no sólo se refleja en la época (los 80 fueron el principio y final de un género de aventuras-infantil único que jamás regresó), sino en la elección de los propios personajes hasta el punto que nombres y actores como Corey Feldman (el famoso "bocazas”) se entremezclaban en ambas obras.

Si el guión y la elección de actores fue todo un acierto, la obra se convierte en mito con el acompañamiento brutal del clásico de Ben E. King, Stand By Me. De esta forma la cinta se conformaba como un retrato atemporal de la niñez y el paso de la adolescencia al hombre adulto. Si no la has visto te recomiendo que dejes de leer esta entrada y vayas a por ella (pequeños spoilers). Se trata de uno de los grandes clásicos del cine de aventuras que todo el mundo deberí­a ver.

La pelí­cula se estrenó en 1986. Hace 25 años, más de dos décadas desde que Rob Reiner dirigiera un clásico del cine y obra de culto. Icónica, nostálgica, honesta y sincera, la historia comienza con la búsqueda de un chico desaparecido...


En un pequeño pueblo de Oregón, cuatro jóvenes amigos emprenden una aventura en busca de un joven desaparecido. Jugando a ser héroes, el sentimental Gordie, el rudo Chris, el extravagante Teddy y el miedoso Vern se adentran en un ambiente hostil en el que deberán valerse por sí­ mismos...


*La pelí­cula fue alabada ampliamente por la crí­tica, la mayorí­a de ellas haciéndose eco de la capacidad de mostrar un época de la vida que rara vez en el cine consigue engañar al espectador. Empire la sitúa entre las 500 mejores pelí­culas de todos los tiempos.
*La pelí­cula costó 8 millones de dólares y recaudó 53 millones sólo en Estados Unidos.
*Feldman y Reiner, con el fin de conseguir la risa que describí­a King, probaron hasta 30 tipos antes de decidirse.
*Homenaje o no, el nombre de Milo Pressman fue utilizado más tarde en la mí­tica serie "24”.
*Como en muchas de las grandes obras del cine, la pelí­cula ha sido examinada hasta el punto de sacarle todos los errores de grabación que hubieron. Aquí­ un resumen:



*Los cigarros que fumaban los jóvenes actores eran de hojas de col. Así­ lo obligó Reiner.
*Un por aquel entonces joven Kiefer Sutherland mantení­a a su violento personaje fuera del rodaje peleándose con parte del set.
*Adrian Lyne fue el primer director que estuvo a punto de rodarla. Finalmente filmó Nueve Semanas y Media y Reiner se hizo con el proyecto.
*Los jóvenes consiguen reunir 2 dólares con 37 (237), mismo número que el de la habitación del clásico de Kubrick The Shining o que la celda de Morgan Freeman en Cadena Perpetua. Todas eran cintas basadas en obras de King.
*En el año 2000 salió a la venta el DVD. De entre el material que aportaba, sin duda el mejor fue el siguiente documental bajo el tí­tulo de The Summer of Stand By Me (dividido en cuatro clips):









*Para la escena del tren y conseguir que los actores se asustaran de verdad, Reiner les gritó hasta hacerles llorar.
*Se trata de la primera pelí­cula en Estados Unidos en obtener la clasificación R de la MPAA únicamente por utilizar un lenguaje "adulto”.
*Stand By Me fue nominada al Oscar al mejor guión y a los Globos de Oro en mejor dirección y mejor pelí­cula dramática. No conseguirí­a ninguno de los galardones.
*Los jóvenes actores se conocieron dos semanas antes del rodaje.



*La famosa escena de las sanguijuelas en el rí­o le ocurrió en la vida a Stephen King cuando era niño. Además, todas los nombres de las localizaciones son reales, de la ciudad de Maine donde vive el escritor.
*Para finalizar este pequeño homenaje a este clásico, dos ví­deos. El primero se trata del trailer original de 1986. El segundo, y como no podí­a ser de otra forma, son una serie de imágenes de la obra acompañadas del clásico de Ben E. King. Que lo disfruten.






Ví­a | http://alt1040.com

Kelemvor Freshbane



Cuando era pequeña me encantaba Beakman´s World, un programa educativo que se estrenó en septiembre de 1992 y que finalizó tras cinco temporadas en 1998. el programa fue muy popular durante la década de los noventa y marcó a toda una generación, además, por su labor divulgativa y de entretenimiento ganó más de veinticinco premios.

El programa Beakman’s World está basado en You Can With Beakman and Jax, una tira cómica creada por Jok Church en la que se enseñaba ciencia a los más pequeños de forma divertida. El éxito de la tira propició la aparición del programa televisivo. Y menudo programa, lleno de color, de giros de cámara imposibles, de ruido y de conocimientos, Para conocer las verdades de la fí­sica, la esencia de la quí­mica, el valor de las matemáticas y los misterios del mundo que nos rodea nadie mejor que Beakman para responder, a su divertida y original manera, a todas aquellas cuestiones que le planteábamos.

Personajes


Beakman, el cientí­fico de pelo imposible y bata verde, era interpretado por Paul Zaloom. Era el protagonista del espectáculo y el encargado de responder a las preguntas y de explicar conceptos cientí­ficos básicos.

Para poder realizar sus experimentos con seguridad, Beakman contaba con una ayudante, personaje que fue intepretado por tres actrices diferentes durante las cinco temporadas que duró el programa. La primera ayudante fue Josie (Alanna Ubach) que estuvo entre 1993 y 1994; la segunda fue Liza (Eliza Schneider) entre 1994 y 1995; finalmente entre 1996 y 1996 Phoebe (senta Moses) ejerció como ayudante del cientí­fico.

Otro personaje que siempre aparecí­a en el laboratorio era Lester, la rata de laboratorio, interpretada por Mark Ritts. Esta rata solí­a pasar bastante de Beakman y de sus experimentos pero si alguien le ofrecí­a comida se aplicaba y trabajaba duro.

A mayores, tengo que nombras a los dos pingüinos que aparecí­an tanto al comienzo como al final del programa. Don y Herb viví­an en el Polo Sur y se pasaban el dí­a viendo la televisión, en especial Beakman’s World. Sus discusiones y reflexiones eran muy divertidas; y los fans del programa recuerdan con mucho cariño a estos dos personajes. Los pingüinos eran dos tí­teres manejados por Mark Ritts.



El laboratorio
El lugar donde Beakman trabajaba, un enorme y desordenado laboratorio plagado de materiales peligrosos, aparatos varios, libros, tubos de ensayo, pantallas y demás. Beakman, su ayudante y Lester se afanaban en dar respuesta a las preguntas que los niños y niñas enviaban ví­a correo postal (ahora lo harí­amos por e-mail).

En aquel laboratorio habí­a, para que os hagáis una idea: treinta y cuatro globos terráqueos, treinta y séis ruedas de bicicleta, catorce extintores, cinco maniquí­es, once ventiladores eléctricos, un bosque tropical, catorce lámparas de lava, cuatro máquinas de hacer palomitas, nueve tostadoras, seis trofeos de campeonatos de bolos, un esqueleto y dos secadores de pelo.

Divulgación, risas y conocimiento
El programa era dinámico, tení­a mucho ritmo, mucha gracia y cumplí­a a la perfección su labor divulgativa. Niños de todas las edades podí­an aprender gracias a Beakman’s World y para los adultos también resultaba un entretenimiento más que digno y sorprendente. Es más, cuando el programa se emití­a recibí­an una media de mil cartas semanales de niños, adultos y profesores de los Estados Unidos, Canadá e incluso desde lugares tan distantes como Suecia.

Beakman conseguí­a, mediante la diversión y un lenguaje cercano, explicar con sencillez y hacer atractiva los temas cientí­ficos. Un ejemplo de como hacer televisión de calidad, aunando contenidos educativos, imaginación y humor. Se echa de menos un programa como este en la actual parrilla televisiva.




Ví­a | http://alt1040.com

TinyPortal 1.6.3 © 2005-2019